Una conversación con Rudolf Simek

Como experto en el campo de la filología alemana más antigua, el profesor Rudolf Simek ha contribuido con muchas publicaciones valiosas sobre temas germánicos y nórdicos antiguos. Entre sus obras más conocidas se encuentra el ‘Diccionario de mitología del norte’ (publicado por primera vez en 1984 como ‘Lexikon der germanischen Mythologie’ ). En la segunda edición de su libro de 2014 «Religion und Mythologie der Germanen» , hizo comentarios críticos sobre el neopaganismo germánico moderno en Alemania que atrajeron la atención de la comunidad pagana. Sonja y Sven del géiser rojo aprovecharon la oportunidad para una entrevista:

Sr. Simek, aparte de los estudios y filosofía alemanes, también estudió teología católica. ¿Qué te fascina de la relación entre las personas y la religión?

Desafortunadamente, estoy interesado en prácticamente todo (risas). Viniendo de un contexto teológico, soy un erudito religioso con una perspectiva fenomenológica. Simplemente estoy interesado en cómo funcionan o podrían funcionar las diferentes formas de religión o magia. Lo que busco es cómo y qué; No estoy tan interesado en el lado psicológico de las cosas.

¿Por qué el interés en la cultura germánica temprana? ¿Sigues interesado en los mismos temas que te inspiraron al comienzo de tu carrera?

Encontré todo este asunto ‘nórdico’ a través de los barcos vikingos, porque me fascinaron desde una edad temprana. Cuando recibí la oferta de autor de ‘Lexikon der germanischen Mythologie’ (traducción al inglés: ‘Dictionary of Northern Mythology’ ) en 1982, la curiosidad me atrapó. En ese momento no había mucho que leer al respecto, básicamente solo había ‘De Vries’(Nota del editor: Jan de Vries: Altgermanische Religionsgeschichte I-II, segunda edición, 1935-6) y las cosas realmente antiguas. A diferencia de hoy, casi no se publicaron artículos ni se celebraron conferencias. Además, siempre me interesaron los temas descuidados, por eso actualmente estoy estudiando la creencia medieval en monstruos y demonios, porque sorprendentemente hay poca investigación en este campo.

En el prefacio de ‘Religion und Mythologie der Germanen’ usted hizo algunos puntos críticos sobre los esfuerzos para reanimar y reinterpretar las viejas tradiciones paganas. ¿Seguiste activamente estos desarrollos? ¿Cómo te diste cuenta de ellos?

Me di cuenta del tema relativamente temprano, porque había una publicación de Friedrich-Wilhelm Haak titulada ‘Wotans Wiederkehr’ sobre ese tema. Además de eso, mis alumnos también jugaron un papel. En 1995 di mi primera conferencia en la Universidad de Bonn sobre la historia de la religión germánica. Cuando le expliqué que examino el tema desde un punto de vista científico como teólogo católico y no como alguien dedicado al Æsir, algunas personas en las últimas filas se pusieron de pie y se fueron. Un estudiante de último año muy interesado siempre me criticaba, argumentando que no miraba el tema con el corazón y le decía que sí, porque lo estaba haciendo con la cabeza (risas). Ese es mi negocio como científico. Y luego están mis ‘black’n’silvery’. Así llamo a mis alumnos vestidos de negro con joyas de plata de la época vikinga y amuletos de martillo de Thor.

¿Entonces notó estos desarrollos, pero no en un sentido negativo primario?

No. La religión es una cuestión cultural y cuando estás aculturado como un católico austríaco, como yo, todo lo demás parece un poco extraño al principio. También encuentro que las «iglesias bajas» inglesas son bastante extrañas. Pero desde un punto de vista fenomenológico, todo esto es muy interesante.

En Islandia hay una floreciente y creciente comunidad Ásatrú hoy en día, que se declara a favor de una interpretación moderna de las antiguas tradiciones paganas. En contraste con el área de habla alemana, los islandeses tienen una tradición folclórica relativamente completa.

Hace unos 15 años, un colega mío, François Dillmann, se casó en Islandia a la manera de Ásatrú. Siempre me preguntaba: ¿cómo hizo esto? No sabemos prácticamente nada sobre los antiguos rituales de matrimonio pagano. Por etnología sabemos que la mayoría de las tradiciones folclóricas ‘antiguas’ , como por ejemplo el festival de Yule o San Juan, tienen alrededor de doscientos años.

Pero estas tradiciones tienen un núcleo antiguo, ¿verdad?

Sí, no creo que sean inventos recientes por completo. Lo nuevo es la elección de elementos culturales y la forma en que se forman en una tradición folclórica. Todos estos desarrollos son bastante recientes, como máximo cien años. En su libro «Ambos, uno y muchos», John McKinnell demostró que es muy poco probable que haya habido un rito estandarizado en la escandinavia e Inglaterra precristiana politeísta, porque tampoco existían las condiciones para la comunicación a larga distancia. incluso hay una necesidad de hacerlo de la misma manera en Tromsø que en Winchester.

Al final, no se puede hablar propiamente de la paganismo germánico, ya que en realidad había muchas hebras de diferentes tradiciones en diferentes niveles locales y regionales.

Exactamente, por eso es mejor hablar de religiones germánicas o politeísmos, si quieres ser perfectamente preciso. Eventualmente estamos discutiendo un marco de tiempo de mil quinientos años en un área desde los Balcanes Góticos hasta Islandia. Es obvio que esto no se puede estandarizar sin tener un canon escrito de algún tipo, que por supuesto no existía.

En su artículo ‘The Vanir: An Obituary’ (disponible gratuitamente en línea: RMN Newsletter Dic. 2010, se refiere a las fuentes extremadamente problemáticas relacionadas con el término ‘vanir’. Usted aboga por rechazar la noción de ‘vanir’ como un elemento separado e independiente familia de dioses además de los Æsir , ya que esto es muy probablemente una idea falsa o incluso una construcción de Snorri. ¿Qué queda del ‘vanir’ ?

Creo que he sido mal entendido un poco en mis dos documentos. Mi principal preocupación era el término ‘vanir’ mismo. Snorri lo aplicó a Freyr, Freyja y Njörðr, porque sabía por sus fuentes que estaban relacionados entre sí y que Freyr se llamaba ‘Vaningi’ (Nota del editor: ‘miembro del vanir’). Trabajó asociativamente y concluyó que tenían que ser los ‘vanir’ entonces. Pero eso no significa que este grupo, esta trinidad no existiera. Solo la conclusión de que hay otra familia de dioses, que libró una guerra contra los Æsir, es falsa y creo que Snorri la inventó.

Entonces, ¿esto significa que solo hubo un tipo de tales entidades en los tiempos precristianos?

Con respecto a los dioses reales: ¡sí! Pero no sabemos realmente qué eran los Álfar, por ejemplo, y si los ‘vanir’ tal vez fueron más imaginados como una especie de semidiosas como los Dísir. Creo que había una gama mucho más amplia de designaciones y conceptos de seres de otro mundo de lo que sabemos por la mitología cristiana o grecorromana. Los Dísir, estas mujeres protectoras y Matronae, probablemente tenían mayor importancia que los ‘vanir’ , pero esto es difícil de probar, por supuesto.

Supongo que otro aspecto problemático de este tema son los estrictos requisitos del verso aliterativo, la rima de pentagrama, que obligó a los poetas a usar diferentes palabras para la misma cosa (por ejemplo, los nombres alternativos para Æsir como ‘goð’ y ‘regin ‘ ). Si dicho término solo aparece una o dos veces en las fuentes, a menudo es imposible para nosotros descifrarlo con certeza.

Si claro. Además, debemos tener en cuenta que el uso de la rima aliterativa y la rima interna y la necesidad de contar las sílabas eran muy obligatorias en la poesía skaldic. Es por eso que a veces se vieron obligados a usar expresiones bastante extravagantes para transmitir su mensaje. Además, me parece muy fascinante que cada vez que nos encontramos con poesía precristiana como la Húsdrápa o la Ragnarsdrápa, donde se describen escenas mitológicas, difieren mucho de la poesía cristiana, que es adorar, alabar y exaltar. La poesía pagana es, por el contrario, muy descriptiva; describe claramente escenas mitológicas. En mi libro ‘Mythos Odin’Recopilé poemas de personas que escribieron odas a Odin. Pero ese no es el estilo de los paganos medievales. Incluso en los hechizos de magia escandinavos y alemanes sobrevivientes siempre hay una escena mitológica que se describe como es en la poesía skaldic. Excepto en los encantamientos se dice: Esto sucedió en ‘illo tempore’ (en esos días míticos), y ‘¡así debería ser ahora!’ Creo que el paganismo funcionó mucho de esa manera. Esto es, por supuesto, algo que encontrará en todas las religiones hasta los aborígenes: la repetición de un acto arquetípico que sucedió en algún momento del pasado. Tal vez no deberíamos separar el ritual y la mitología tanto como lo hacemos hoy en nuestro estudio del politeísmo. Creo que esas cosas estaban mucho más entrelazadas.

Además de su actividad de investigación y enseñanza, también escribió varios libros de una manera científica popular y mantuvo una estrecha conexión con los no profesionales interesados, por ejemplo, a través de su colaboración con Tommy Krappweis (Nota del editor: autor y director alemán).

¿ Leíste sus libros ‘Mara und der Feuerbringer’ ? Especialmente el tercer volumen es muy cómico. Allí el profesor se encuentra con su ex esposa y Ratatoskr, la ardilla exprés. Él lo escribió de una manera tan ingeniosa que te reirás. ¡Lee los libros! (Risas)

¿Cómo calificaría la importancia de transmitir la investigación académica al público interesado? Pareces ser un defensor del intercambio intelectual.

Esto lo aprendí de mi mentor islandés Hermann Pálsson, quien es, más o menos solo, responsable de difundir las Sagas en Inglaterra debido a su trabajo. Creo que esto es importante. Por supuesto, tuvimos nuestro propio auge de nuestra facultad, pero desafortunadamente esto fue en el período nazi. Si queremos mantener vivo nuestro campo, tenemos que llevar nuestra investigación al público. De lo contrario, nadie sabrá sobre estas cosas.

Muchos libros antiguos y anticuados con un estado de investigación anticuado (incluso del siglo XIX) todavía están en reimpresión.

Sí, incluso están reimprimiendo la ‘Mitología de Golther’ que tiene más de cien años. Publicar hallazgos obsoletos no nos ayuda en absoluto. Es mejor ir a Contras (Convenciones) y explicar estas cosas de una manera entretenida que no sea solo publicar literatura académica, que solo serán leídas por mis veinticuatro universidades que están dispersas por todo el mundo. Esto no nos lleva más lejos. A partir de ahora he hecho mi documental de televisión decimonoveno, creo, y después de cada transmisión recibo muchos correos electrónicos con más consultas.

¿A cuántos correos electrónicos responde realmente? ¿Hay alguno que te haga sacudir la cabeza?

Con la excepción de los correos electrónicos que intentan introducirme en las teorías de la conspiración mundial, realmente trato de responder a cada una de ellas, porque no hay preguntas tontas. Recientemente recibí un montón de preguntas de Suiza, presumiblemente porque transmitieron algunos documentales sobre la historia germánica y los vikingos allí. Es bueno que las personas interesadas se pongan en contacto con la universidad. Claro, contestarlas a veces puede tomar una buena parte de mi tiempo, pero después de todo me pagan con el dinero de los contribuyentes, así que esto es perfectamente legítimo.

Si un paradigma vívido y moderno basado en la antigua tradición pagana se estableciera a medio plazo, ¿qué le agradaría y qué le molestaría?

No quiero que todo se desplace más a la derecha de lo que ya está. Esa es mi mayor preocupación con eso. Lo que alguien hace dentro de sus cuatro paredes o en el bosque no es el tema en este momento, pero la ideologización de la extrema derecha me preocupa. Es un acto de equilibrio que mi colega Ute Drew de Haithabu ha estado haciendo durante décadas: atraer a recreadores y artesanos vikingos por un lado (porque eso es algo muy emocionante), mientras que excluye a los grupos extremistas de derecha por el otro.

Comprensible. Especialmente en los años 80 y 90, los grupos de derecha que usaban mal la herencia pagana eran mucho más dominantes en los países de habla alemana. Afortunadamente, hoy existe una percepción mucho más crítica y una delimitación más fuerte hacia tales grupos dentro del hemisferio pagano.

Es bueno escuchar que, mientras tanto, ha habido contramovimientos y una clara disociación de los grupos paganos. Estaba bastante preocupado por las críticas y las cartas de los lectores que recibí cuando comencé mi carrera académica en los años 80.

Sr. Simek, muchas gracias por tomarse el tiempo para esta conversación.

Si no hay problema. ¡Espero que te pueda ayudar!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *